Agricultura registra el mayor número de enfermedades laborales en los primeros seis meses del año

Noviembre 25, 2020

Agricultura registra el mayor número de enfermedades laborales en los primeros seis meses del año

Foto: RCN Radio

El Consejo Colombiano de Seguridad y la Organización Internacional del Trabajo proponen al Gobierno un pacto por la seguridad y salud en el campo, esta afirmación se conoció en la edición número 34 de la Feria de Seguridad Integral del Consejo Colombiano de Seguridad, se realizó de manera simultánea y en un espacio en el que los asistentes encontraron más de 100 empresas expositoras nacionales e internacionales y más de 90 categorías de productos de seguridad, y salud en el trabajo y ambiente.


De acuerdo con el Consejo Colombiano de Seguridad, la agricultura, la ganadería, la caza y silvicultura, han tenido en los últimos años las tasas de accidentes laborales más altas de todos los sectores económicos en el país, motivo por el que urge un compromiso entre los actores.


En conversación con el equipo técnico del Consejo, Ángel Custodio Cabrera, Ministro de Trabajo, destacó que el 53 Congreso de Seguridad, Salud y Ambiente resulta vital para la región pues se formularán estrategias efectivas que beneficiarán a gobiernos y poblaciones en su campo más sensible, el trabajo.


En el primer semestre de 2020 el sector de la agricultura se ubicó nuevamente en el primer puesto de la accidentalidad laboral presentando una tasa del 6,75%. Por otro lado, la producción especializada de caña de azúcar es la actividad que presentó la tasa de calificación de enfermedad laboral más alta durante este periodo (389 casos por cada 100.000 trabajadores), seguida por las actividades relacionadas con la floricultura (90 casos por cada 100.000 trabajadores).


El acuerdo de voluntades que involucra a la Organización Internacional del Trabajo (OIT), al Consejo Colombiano de Seguridad (CCS) en su calidad de referente técnico, extiende una respetuosa invitación al Ministerio de Agricultura a formar parte de este paso hacia la consolidación del desarrollo sostenible.


Este “Pacto por la Seguridad y Salud en el Campo”, es un acuerdo de voluntades entre el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural y los proponentes, que tiene como objetivo mejorar las condiciones laborales, la productividad y la reducción de accidentes y enfermedades de trabajo en el sector agropecuario en Colombia.


“Es preocupante identificar que la tendencia prevalece en 2020, pues durante el primer semestre del año el sector se ubicó nuevamente en el primer puesto de accidentalidad presentando una tasa de 6.75%, 3 veces más alta que la de accidentalidad laboral del país que fue de 2.09%. Durante este periodo se presentaron 27.008 accidentes de trabajo, se calificaron un total de 353 enfermedades laborales y se registraron 14 muertes de trabajadores por causas asociadas al trabajo”, destacó Solano.


Con el objetivo de contribuir con los objetivos de los sectores que favorecen la seguridad y soberanía alimentaria, mejorando las condiciones de trabajo y de vida de los campesinos del país y promueven la producción agropecuaria, el CCS y la OIT proponen al Ministerio de Agricultura firmar este pacto de voluntades.


El informe del Observatorio de Seguridad y Salud en el Trabajo del CCS (OSST), correspondiente al primer semestre de 2020 evidenció que, así como el agro colombiano tiene retos importantes en el futuro inmediato, otras actividades que le siguen respectivamente en la tabla de valores referente a accidentalidad laboral, enfermedades laborales y muertes en el lugar de trabajo, tienen retos en el futuro cercano.


Aunque la Agricultura registra el mayor número de enfermedades laborales en los primeros seis meses del año en curso, la Industria manufacturera lideró el segmento en cuanto a enfermedades reportadas durante ese mismo periodo (96,68), seguida de Agricultura, ganadería, caza y silvicultura (88,23), Minas y canteras (69,04), Hoteles y restaurantes (53,16), Eléctrico, gas y agua (37,16).


Durante los primeros seis meses de 2020, la actividad económica que registró el mayor número de accidentes laborales fueron Agricultura, Ganadería, Caza y Silvicultura, con una tasa de 6,75, seguida de Minas y canteras (4,72), Industria manufacturera (3,13), Electricidad, gas y agua (2,98), Construcción (2,77).