Cómbita con medida cautelar por el suministro de agua potable

Mayo 3, 2022

Cómbita con medida cautelar por el suministro de agua potable

Foto: Empresa de Servicios Públicos de Boyacá

Tribunal Administrativo de Boyacá ordenó al municipio de Cómbita, como medida cautelar, garantizar el suministro de agua potable a habitantes de condominios rurales de su circunscripción.


A través de acción popular un conjunto de ciudadanos demandó al municipio de Cómbita con el fin de que se protegieran sus derechos colectivos al agua potable, al goce de un ambiente sano, al acceso a los servicios públicos y su prestación suficiente y oportuna, al acceso a una infraestructura de servicios que garantice salubridad pública, al bienestar general y al mejoramiento de la calidad de vida de la población.


Lo anterior teniendo en cuenta que los residentes del Condominio Campestre el Lago PH de esa municipalidad, no tienen acceso al suministro de agua potable, razón por la cual incoaron el medio de protección de intereses colectivos.


Al desarrollarse la audiencia de pacto de cumplimiento ante el juez de primera instancia, la representante del Ministerio Público solicitó el decreto de la medida cautelar consistente en ordenar al municipio el suministro de agua, sea a través de carro tanque o de otras medidas alternativas para las personas residentes en el Condominio indicado y demás habitantes de la vereda San Onofre, solicitud a la que accedió el fallador.


El municipio de Cómbita se opuso al decreto de la cautelar argumentando que las medidas ordenadas por el Juez resultaban ser más gravosas que la situación experimentada teniendo en cuenta que, conforme a una proyección financiera, el costo de garantizar el suministro de 50 litros de agua a cada una de las 700 personas habitantes del sector, tal y como lo dispuso la medida impugnada, implicaba un costo para cada uno de los usuarios de más de seiscientos mil pesos mensuales, situación que además atentaba contra la planeación financiera de la entidad territorial.


Se ponderaron los intereses colectivos con los intereses administrativos y financieros planteados por el recurrente concluyendo que la estimación de costos del suministro ordenado no guarda coherencia con lo demostrado en el proceso, toda vez que en la acción no se encuentra acreditado que sean todas las 700 personas alegadas por el municipio a quienes se deba suministrar el líquido, razón por la cual la Corporación Judicial concluyó que debe primar el interés colectivo sobre el administrativo y económico, pero que la medida se debía limitar a quienes se encuentran acreditados como residentes del sector en la popular.


Si no se decreta la medida se puede llegar a la configuración de un grave perjuicio toda vez que dentro de las personas a que se dirige la medida existen niños y personas de la tercera edad.


Conforme con lo anterior, el Tribunal consideró acreditados los requisitos para el decreto de la medida impugnada, por lo que decidió confirmarla ajustando algunas partes de las órdenes emitidas por el a quo particularmente en lo referente a que la medida debe estar dirigida a quienes se encuentran acreditados en el proceso como residentes del sector.


Hechos

Actuando en calidad de administradora y representante legal del CONDOMINIO CAMPESTRE EL LAGO PH, la señora PULIDO PULIDO presentó demanda de acción popular contra el MUNICIPIO DE CÓMBITA, solicitando la protección de los derechos e intereses colectivos relacionados con el agua potable, el goce de un ambiente sano, el acceso a los servicios públicos y a que su prestación sea suficiente y oportuna, el acceso a una infraestructura de servicios que garantice salubridad pública, el bienestar general y el mejoramiento de la calidad de vida de la población.


Como pretensiones se plantearon las siguientes:


“PRIMERA: SE ORDENE – a la ADMINISTRACIÓN MUNICIPAL o la entidad que corresponda; proporcionar de forma inmediata y continua el suministro de agua potable en cantidad suficiente como mínimo para satisfacer las necesidades básicas de bebida, alimentación o cocción de alimentos, la limpieza y el saneamiento de la comunidad; con destino específico de suplir las necesidades básicas de los inmuebles ubicados en la vereda san Onofre sobre la vía principal Tunja-Paipa. Requerimos que se nos garantice el consumo diario que nos permita vivir digna y sanamente hasta que se brinde una solución definitiva al problema de provisión constante y de calidad del recurso hídrico.


SEGUNDA. SE ORDENE – a la ADMINISTRACIÓN MUNICIPAL –o la entidad que corresponda; que inicie las gestiones de todo orden, incluidas, las técnicas y presupuestales, que realizara sin dilación alguna, para suministrar el servicio vital, básico y esencial del agua potable.


TERCERO. En caso de ser inviable la pretensión principal con el argumento en estudios definitivos que estos terrenos se encuentran en zona rural para uso VCAP; además que la unidad de servicios públicos del municipio no cuenta con condiciones técnicas ni jurídicas para prestar ese servicio, pues no hay redes de distribución de agua, o invocando el Artículo 209 de la Constitución Política de Colombia, donde establece que La función administrativa está al servicio de los intereses generales y se desarrolla con fundamento en los principios de igualdad, moralidad, eficacia, economía, celeridad, imparcialidad y publicidad, mediante la descentralización, la delegación y la desconcentración de funciones; se ORDENE al Municipio de Cómbita, a través de su alcalde que inicie las gestiones de todo orden, incluidas, las técnicas y presupuestales, que realizara sin dilación alguna para suministrar de manera oportuna y continua a quienes habitan la zona objeto de la acción popular.”


En audiencia de pacto de cumplimiento realizada el día 29 de abril de 2021, la Delegada del Ministerio Público solicitó medida cautelar consistente en ordenar al Municipio de Cómbita el suministro de agua, así sea a través de carro tanque o de otras medidas alternativas, para las personas residentes en el Condominio El Lago y los demás usuarios de la Vereda San Onofre.


Mediante auto de fecha 06 de agosto de 2021, el Juzgado Octavo Administrativo Oral del Circuito Judicial de Tunja decretó la medida cautelar solicitada por la Procuradora Judicial 68 de Tunja y coadyuvada por la Defensoría del Pueblo, para lo cual ordenó al Municipio de Cómbita la adopción de medidas necesarias, dentro del término de 1 mes, contado a partir del día siguiente a la ejecutoria de esa providencia, para el suministro diario con carro tanques, de 50 litros de agua potable para cada uno de los habitantes de la Vereda San Onofre.


Además, el A quo ordenó que el Municipio demandado inspeccione si en la citada Vereda existen tanques de almacenamiento y en caso contrario se disponga la adquisición y entrega de los tanques necesarios para el almacenamiento de agua para el uso personal y doméstico.


Finalmente, se dispuso que, en el término de 1 mes y 15 días, el Municipio de Cómbita presentara un informe especificando las medidas a mediano y largo plazo para garantizar el suministro de agua potable a dicho sector de manera permanente, contemplando al efecto los aspectos técnicos, presupuestales y ambientales que se requieran.


Como sustento de su decisión, la juez señaló que los medios de prueba allegados al plenario dan cuenta que la Vereda San Onofre del Municipio de Cómbita tiene 664 habitantes, entre ellos 15 menores de 11 años, 9 adolescentes, 40 propietarios entre 19-59 años y 15 adultos mayores de 60 años, distribuidos en 175 familias con un promedio de 4 integrantes por hogar.


Precisó la juez que el Municipio de Cómbita informó que no cuenta con ningún sistema que garantice la continuidad del suministro de agua potable, ni capacidad técnica-operativa, ni medios de transporte para venta de agua en bloque, lo que a juicio del A quo desconoce el Decreto 1898 de 2016 que permite implementar enfoques diferenciales para abastecer de agua potable a los habitantes de la vereda San Onofre del citado municipio.


Seguidamente el despacho de primera instancia se refirió al Decreto 1898 de 2016 y a algunos pronunciamientos del Consejo de Estado y la Corte Constitucional en materia de responsabilidad de los municipios y distritos para asegurar a los centros poblados rurales el acceso a servicios de acueducto, alcantarillado y aseo, así como el aprovisionamiento de agua potable, para concluir que es notoria la necesidad de adoptar medidas alternativas para la población de la Vereda San Onofre.


Inconforme con la decisión adoptada por la Juez de primera instancia, el apoderado judicial del Municipio de Cómbita presentó recurso de reposición y de apelación en subsidio, solicitando se revoque la decisión de primera instancia, indicando que la medida cautelar ordenada, resulta más gravosa en su cumplimiento respecto de la problemática planteada, solicitando se remitan copias a la Contraloría General de Boyacá y a la Contraloría General de la República para la verificación del gasto público que se ordena.


En cuanto al suministro de agua en bloque, la defensa del municipio demandado señaló que una vez conocida la medida cautelar decretada, la Unidad de Servicios Públicos del Municipio de Cómbita – Boyacá realizó la estimación de presupuesto para el suministro de agua en bloque a los 700 habitantes de la Vereda San Onofre del Municipio de Cómbita, los cuales podrán en todo caso aumentar en número teniendo en cuenta que la acción popular ha sido presentada en nombre de todos los habitantes de ese sector, presentando los siguientes datos:


Para suministrar 50 litros de agua a cada persona al día y según la tarifa establecida por la Unidad de Servicios Públicos del municipio, el costo del m3 es de $992, el cual debe estar sometido a una actualización posterior a un estudio tarifario al momento de la ejecución de las obligaciones impuestas; luego, se determinó que, para la cantidad inicial de personas, se deben suministrar por lo menos 35.000 litros/día para suplir las necesidades, y al realizar conversión serían 35 m3 diarios, en la semana serán de 245 m3 y al mes 1050 m3. A renglón seguido, explicó que para distribuir dicha cantidad a cada habitante se debe tener disponibilidad de transporte en vehículos tipo carro tanque con sus operarios, transporte que el municipio no posee, por lo que se deben sumar costos asociados al alquiler o contratación de éste tipo de servicios para la distribución del agua vivienda a vivienda.


Que realizando el total de gastos se obtiene que para la distribución de agua a cada persona de la Vereda San Onofre por día tendría un costo de $5.192,46 pesos por persona para llevar 50 litros diarios, así mismo, para todos los beneficiarios iniciales (700) de la Vereda se obtiene un gasto diario de $3,634,720.00, gasto semanal de $25,443,040.00 y un gasto mensual de $109,041,600.00, el cual deberá ser pagado por las 175 familias que hacen parte de la vereda en el estudio o censo inicialmente proyectado, teniendo así un pago mensual por vivienda por esa cantidad de agua de SEISCIENTOS VEINTITRÉS MIL NOVENTA Y CUATRO PESOS ($623.094), en los términos de la Ley 142 de 1994.


Precisado lo anterior, el extremo recurrente señaló que a la fecha el Municipio de Cómbita y la Unidad de Servicios Públicos no poseen la capacidad para realizar el suministro de agua a los 700 habitantes de la Vereda San Onofre, ya que las normas comerciales establecidas para la prestación de servicios públicos domiciliarios no permiten este tipo de servicio de agua potable en bloque.


Así las cosas, indicó que técnica, jurídica y presupuestalmente no es posible suministrar la cantidad de agua que ordena el Despacho de primer grado.


En cuanto a la posibilidad de suministro de tanques de almacenamiento, la defensa del municipio señaló que estos hacen parte de las instalaciones y acometidas internas de cada una de las viviendas que esperan la obtención o suministro del servicio público, no siendo posible que el Municipio asuma dichos gastos que normativamente han sido impuestos a los usuarios finales de los servicios públicos.




Le puede interesar:


La Uptc sigue en los rankings


Sigue ‘la novela’ de ‘Supermán’ López


Supermán sale del Movistar a partir del 1 de octubre