La carta que envió la Asamblea de Boyacá al Ministerio de Minas

Diciembre 3, 2020

La carta que envió la Asamblea de Boyacá al Ministerio de Minas

Foto: Asamblea de Boyacá

Doctor

Diego Mesa

Ministro de Minas y Energía

Bogotá D.C.

Respetado Señor Ministro:


La Honorable Asamblea del Departamento de Boyacá, presenta un pronunciamiento frente a la compleja problemática de orden social que se viene presentando en los municipios de Muzo, Maripí, San Pablo de Borbur, Quípama del Departamento de Boyacá, como municipios de explotación esmeraldera, en donde es importante tener presente que debe primar en estos momentos por el estado de pandemia y la vulnerabilidad de estas comunidades la forma de su subsistencia, ante cualquier Ley que debe estar enfocada en beneficio de las comunidades y no en beneficio de otros sectores.


Conscientes de la situación que viven nuestros hermanos de la provincia de occidente, en especial todos aquellos boyacenses que se dedican al trabajo minero y a la guaquería, queremos expresar como diputados de la provincia de Occidente y en especial como boyacenses que sienten el dolor y el sufrimiento que han tenido que pasar nuestros hermanos ante la ausencia de políticas públicas y de legislación que puedan brindarles mejores oportunidades.


Y es aquí el punto que queremos resaltar, las políticas y leyes mineras que rigen la materia actualmente no benefician a las comunidades mineras de subsistencia, no benefician a nuestros guaqueros, por el contrario terminan imponiendo más cargas a una población vulnerable que no está en capacidad de formalizarse sin que primero se hagan las inversiones en materia social necesarias, lo que ha ocasionado que nuestros hermanos mineros, aquellos que sienten el dolor del hambre y de las injusticias incurran a realizar de manera artesanal su labor.


Por ello, hacemos un llamado al Gobierno Nacional y al Congreso de la República para que se regule sobre la materia, pero garantizando los principales fines del estado para todas aquellas personas que viven de estas actividades, garantizar y velar por los intereses de estas comunidades, las cuales en su vida han estado y son nativos de esta Región desarrollando actividades mineras para su sustento, lo cual ha sido su arraigo por siempre y por lo tanto hacemos una invitación respetuosa a las concesiones mineras extranjeras abordar su participación de las discusiones en torno a las necesidades de estas comunidades que en la actualidad son dependientes de esta economía minera, por lo tanto, es importante y fundamental desarrollar  una responsabilidad social a partir de decisiones que favorezcan a todos los sectores y evitar de esta manera más conflictos en la Región.


Para la solución a este grave problema es importante que el gobierno nacional y departamental, cumplan con la asignación de recursos para la solución a los graves problemas que se presentan en cada uno de los municipios de la provincia.


Es importante garantizar los derechos fundamentales a todos los mineros de la región, como trabajo, dignidad y la protección de su vida, y confiamos en que desde ahora se abrirán los caminos de negociación y concertación para el logro de estos fines.


Publicación textual