Desafíos persistentes en la calidad educativa en Colombia, según estudio de la Contraloría General

Foto: El Heraldo

La Contraloría General de la República ha revelado los resultados de un estudio exhaustivo sobre la calidad educativa en Colombia, basado en una evaluación de los resultados de las Pruebas Saber 11, Saber Pro y Saber TyT. Este análisis destaca una serie de desafíos persistentes en el sistema educativo colombiano, tanto a nivel nacional como regional, que requieren atención urgente y acciones coordinadas por parte de todos los actores involucrados en el ámbito educativo.

Entre los hallazgos más significativos del estudio se encuentra la marcada disparidad en los resultados educativos entre las zonas rurales y urbanas, así como entre las diversas regiones del país. Por ejemplo, se observa una diferencia de 22.81 puntos básicos en los resultados de las Pruebas Saber 11 entre las zonas rurales, con un puntaje promedio de 239.45, y las zonas urbanas, con 262.26. Asimismo, el 54% de las mejores 50 universidades del país se encuentran concentradas en Bogotá-Cundinamarca.

“Colombia sigue presentando grandes brechas en la calidad educativa, revelan estudios de la Contraloría General, realizados con base en resultados de Pruebas Saber 11, Saber Pro y Saber TyT”, afirmó el Vicecontralor en funciones de Contralor General de la República, Carlos Mario Zuluaga.

Además, se han identificado desafíos en el acceso, la permanencia y la calidad educativa. Por ejemplo, aunque la cobertura bruta en educación preescolar y básica es del 102% en Sabanalarga, municipios como Usiacurí tienen solo el 63% de cobertura. En la región Caribe, la puntuación promedio en las Pruebas Saber 11 es de 243 puntos, por debajo del promedio nacional de 259.

La Contraloría estima que se necesitarían al menos 31.1 billones de pesos adicionales para lograr una cobertura educativa total como lo propone el Proyecto de Ley Estatutaria en Educación. Además, la deserción estudiantil es preocupante, especialmente en programas técnicos y tecnológicos, donde alrededor del 17% de los estudiantes abandonan sus estudios y 9% en el ámbito universitario, cifras que incumplen las metas del Plan Nacional de Desarrollo 2018-2022.

“En términos de cobertura educativa, Colombia ha logrado un aumento sustancial en el acceso a la Educación Superior, especialmente a nivel de pregrado. Aunque este incremento es alentador, aún no se ha alcanzado la meta establecida para 2014, que era del 57%”, comentó Zuluaga.

Para el Contralor Delegado para el sector Educación, Ciencia y Tecnología, Cultura, Recreación y Deporte, Andrey Geovanny Rodríguez, otro resultado a destacar es que, aunque la inversión en Educación Superior ha aumentado, persisten preocupaciones sobre la focalización de los recursos, con irregularidades identificadas en la asignación de créditos para la población con discapacidad.

En cuanto al departamento del Atlántico, se evidencia una tendencia creciente de la población y otros factores que inciden en el sistema educativo. Por ejemplo, en Sabanalarga, aunque la cobertura bruta en educación preescolar, básica y media es del 102.01%, las tasas de eficiencia muestran que 3 de cada 100 estudiantes abandonan sus estudios y 6 de cada 100 reprueban su curso escolar. Los resultados de las Pruebas Saber 11 para el municipio están por debajo de la media nacional, regional y del departamento del Atlántico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio